Por Mendelevio.

 

Reseñamos el Premio Planeta de 1956, El desconocido, una novela de *Carmen Kurtz. En ella tenemos un punto de vista distinto sobre la División Azul, el de la familia de los prisioneros de guerra, girando la trama del libro en torno a la esposa de un divisionario prisionero en la URSS, que regresa a España en el barco Semíramis en 1954.

Con gran acierto, la protagonista tiene padres residentes en América (como la misma autora), así no nos presenta a una mujer atada fatalmente a su marido en una España sin divorcio, teniendo la posibilidad de irse con su familia. No es pues una novela sobre el adulterio o de personas encadenadas por lazos jurídicos indisolubles, como otro premio Planeta del periodo franquista, A tientas y a ciegas, de Marta  Portal. El tema de un matrimonio sin amor, lo trata Carmen Kurtz en otra novela, en este caso desde el punto de vista del hombre en Detrás de la piedra.

La peripecia de los prisioneros españoles en la URSS se toca levemente, simplemente algunas alusiones. En cambio contrasta el sufrimiento de la que espera el regreso del preso, sintiéndose culpable de cualquier felicidad, frente al cautivo, que si bien tiene grandes privaciones materiales, busca pequeños momentos de evasión sin remordimientos. Dado que el marido de la autora estuvo en un campo de concentración varios años durante la Segunda Guerra Mundial, algo de experiencia personal puede tener.

El libro no es una novela anclada en un momento concreto, sino realmente trata de situaciones y sentimientos atemporales. La lealtad, la camaradería, el recuerdo y el paso del tiempo sobre las personas, el cual puede convertir en desconocidos a dos amantes.

Una novela no política, ni siquiera histórica, sino humana, muy humana. Otra forma de aproximarse a la División Azul.

 

*Carmen Kurtz, escritora española (Barcelona 1911-ídem 1999)

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS